Archivos de la categoría Ligas Internacionales

El Tottenham tiene sombra

Tras la victoria en Stamford Bridge de hace unas semanas parecía que el Tottenham dejaba sentenciada la cuarta plaza que da acceso a la Champions League en detrimento del Chelsea. Con la victoria cogía un colchón de siete puntos sobre los vecinos del sur de Londres que parecía definitivo. Pero su tropiezo entre semana ante el Brighton, unido a los malos momentos que ha ido atravesando el equipo han hecho que los de Conte se coloquen a cinco puntos de nuevo y estén al acecho de esa cuarta plaza.

Parece complicado que la pierda, pero el Tottenham no es un equipo que soporte bien la presión, y no está terminando bien además la temporada. Su eliminación ante la Juventus supuso un fuerte mazazo y a partir de ahí salvo la gran victoria en el derbi no han levantado cabeza. La vuelta de Lamela además ha desplazado al jugador más en forma del equipo, el coreano Son, al banquillo incomprensiblemente, y el equipo se ha resentido, merced también a la floja temporada que ha realizado la estrella Dele Alli (aunque fue autor de dos de los goles en Stamford Bridge).

Pochettino tendrá que controlar las últimas jornadas de su equipo para no perder esa preciada cuarta plaza, ya que el futuro del equipo, unido a que el año que viene estrenarán su nuevo estadio (han estado toda la temporada jugando a préstamo en Wembley) dependen de jugar la Champions League el año que viene. Si quieren retener a Harry Kane y Dele Alli deberán aguantar las últimas jornadas la persecución de un Chelsea que va a ir con todo a por la cuarta plaza.

Conte sentenciado

Ayer el derbi de Londres entre Chelsea y Tottenham dejó muy tocado al conjunto blue. Los de Conte, que se pusieron por delante en el marcador y fueron muy superiores durante los primeros 45 minutos, vieron como sus posibilidades de disputar la Champions del año que viene prácticamente se esfumaron con esta derrota que los aleja ya a ocho puntos respecto al cuarto clasificado y les deja con la Carabao Cup como único título al que aspirar esta misma temporada.

Ha sido un año complicado para los de Conte, tras ser absolutos dominadores de la Premier el año pasado, igualando el récord de victorias consecutivas de la Premier, el verano fue movido, con movimientos muy poco entendibles, y con decisiones más que discutibles (lo de Diego Costa no hay quién lo entienda, además de las salida de Matic), y rumores constantes de cese de un entrenador al que el presidente ni dirige la palabra, según fuentes cercanas al club.

Este palo de quedarse fuera de la Champions obligará a invertir fuerte este verano por parte de Abramovich, además de la dificultad de retener a todas sus estrellas sabiendo que el año que viene sólo disputarán la Europa League. Una lástima cómo va a acabar el periplo del buen entrenador italiano en el club inglés, en el que tanto ayer como en la eliminatoria de Champions ante el Barcelona mereció más que derrotas. Es lo que tiene el fútbol, que es de todo menos justo.

86 millones siguen sin solucionar el problema

El Liverpool sigue teniendo los problemas de siempre. Hoy se ha visto de nuevo su gran talón de aquiles en su duelo ante el Tottenham. Capaz de generar peligro en ataque constantemente e incapaz de saber mantener un resultado gracias a su defensa. Ni con la llegada de Van Dijk que fue titular en este partido se ha solucionado el problema atrás que tiene Klopp, que deberá fichar urgentemente un portero en la próxima ventana de fichajes veraniegos tras demostrarse una temporada más que ni Klavan ni Mignolet están al nivel de un aspirante al título de la Premier.

Aún así el Liverpool sufrió dos penaltis en contra tras sendos piscinazos de Kane, además de uno bien sancionado con amarilla para Dele Alli, que está firmando una temporada más que discreta. Klavan además pudo para una de las dos penas máximas a un enrachado Kane, que volvió a ser el motor del equipo de Pochettino que este año parece más centrado en la Champions que en la Premier, en parte también por la mudanza de su estadio y el hecho de tener que jugar como local en el estadio de Wembley, al que les costó coger el punto (se llegó a hablar asta de maldición para ganar).

Pero el partido volvió a dejar la misma sensación que ronda desde hace ya varias temporadas al club de Anfield, que tiene una delantera letal, a la altura de los mejores equipos del continente, pero que atrás son muy débiles, lo que les condena al empate o la derrota en muchos partidos que deberían de ganar con holgura. Este verano debe ser el de la reestructuración en la portería y en la defensa de un club que ya sí que sí debe ser un aspirante a todo, aunque sólo sea por historia

Neymar y su egocentrismo

Ayer se volvió a vivir otro episodio en la surrealista vida de Neymar. El jugador, cuya vida extradeportiva es la más agitada que se haya visto de un futbolista, vivió otro momento de lo mas incómodo en el partido de Copa ante su afición. El niño que siempre se sale con la suya vio cómo toda su afición le silbaba y coreaba el nombre de su ‘archienemigo’y compañero Edison Cavani cuando el árbitro decretó penalti a favor del PSG con el partido ya más que decidido y con el brasileño ya con un hat trick y éste no dejó a su compañero batir el récord de máximo goleador de la historia del PSG.

Es una muestra más del polémico carácter del extremo brasileño, al que siempre le ha acompañado la polémica allá por donde ha ido, y que ha mermado su potencial futbolístico. Que Neymar es un fuera e serie no hay ninguna duda, pero todo ese circo que arrastra a su alrededor no es beneficioso ni para él ni para el club al que va, donde siempre suele tener problemas extradeportivos constantes (salvo en el Barcelona donde le consentían absolutamente todo previamente firmado por uno de los contratos más absurdos y surrealistas de la historia).

Así tras no ceder el penalti a Cavani para poder hacer historia con el club, la afición la tomó con él. Y a Neymar se le vio visiblemente enojado y se marchó a vestuarios sin esperar a celebrar la victoria con los demás sobre el verde. Esto puede provocar serias turbulencias en la frágil relación del brasileño con el PSG, con el que parece que es tan sólo un puente en su intento de acabar jugando en el Santiago Bernabéu para el Real Madrid. Un capricho más de este jugador al que se le consiente todo y que se ha convertido en un auténtico monstruo.

Klopp se vuelve a doctorar

Hay entrenadores que son capaces de levantar el ánimo y la tendencia de un equipo con su sola presencia. Y así llegó Jürgen Klopp, tras la destitución por malos resultados de Brendan Rodgers. El técnico alemán se encontró un equipo histórico, pero con una larga sequía de títulos (a excepción de la Champions de 2005), sin un rumbo fijo y sin un proyecto claro para trabajar. Pero con su sola presencia, en sus primeros partidos tuvo los mismos números que Rodgers, pero los aficionados veían algo distinto en el equipo, algo que les entusiasmaba.

Poco tiempo después llevó al Liverpool a la Final de la Europa League que perdió ante el Sevilla. Pero clasificó al equipo para la Champions, sacó la mejor versión de un Philippe Coutinho que no acababa de explotar nunca, y se sacó de la manga figuras de la talla de Emre Can, Firmino, Mané, además de recuperar a jugadores como Henderson o Lallana para la causa. Ya el año pasado no perdió un solo partido ante los 6 primeros clasificados de la Premier, dando además auténticas exhibiciones en muchos de los partidos, y este año salvo el 5-0 ante el Manchester City (debido a la temprana expulsión de Mané), la tendencia es la misma.

Pero tras un inicio de temporada con altibajos (las idas y venidas de Coutinho con el Barcelona le han afectado bastante), se presentaba el Manchester City invicto de Guardiola en Anfield. Y tras una primera parte igualada, la segunda parte fue uno de los mayores meneos que se recuerdan a un equipo de Guardiola. Superado en todo, el City no pudo hacer más que ver como los chicos de Klopp los pasaban por encima merced al mejor contraataque de europa, sello que ya firmó Klopp con el Dortmund. En tan solo cinco minutos le endosó dos goles al City mas un palo que dejaron el aprtido sentenciado, y más cuando Salah puso el 4-1. Finalmente el resultado fue de 4-3 merced a la fragilidad defensiva que siempre muestran los reds y que la llegada de Van Dijk tratará de solucionar.

Con todo la exhibición de un hombre que moldea a sus equipos a su estilo como nadie (ya se vio en el Mainz y en el Dortmund) fue exagerada. El Liverpool ya no es un equipo de mitad de tabla, es un rival temible que en Anfield asfixia a sus rivales con su presión altísima y su contraataque veloz. Klopp triunfa de manera merecida dando lecciones de buen fútbol en cada partido y con menos presupuesto que cualquiera de sus rivales por el título de la Premier (a excepción del Tottenham).

Nottingham vuelve al primer plano

El Nottingham Forest es uno de los equipos más históricos de el fútbol británico. Poseedor de dos Copas de Europa consecutivas con Brian Clough en los banquillos, pero lleva décadas en el ostracismo de las divisiones inferiores y algunas veces incluso luchando por no desaparecer como club. Pero la de este domingo es otra de las grandes gestas que alimentan la mística de este peculiar club.

Recibían en su estadio al Arsenal, actual bicampeón del torneo, por lo que el papel de favorito era absoluto para los de Arsene Wenger, que desde el primer minuto se vieron superados por el ímpetu y fuerza local. Es cierto que el Arsenal rotó mucho, dio minutos a muchos no habituales, pero el Nottingham les pasó por encima hasta poner el 4-2 final inapelable para los gunners que quedan apeados de la competición que les ha salvado las dos últimas temporadas.

Por su parte el Nottingham vuelve a la primera plana deportiva tras esta gran gesta y se espera que este año por fin pueda ascender desde la Championship en la que milita desde hace varias temporadas, esperando poder subir a la Premier League que nunca debió abandonar. Una gran alegría la de esta tarde gracias al Nottingham Forest.

Bienvenido Mr Wilshere

Jack Wilshere cuajó anoche un gran partido en el derbi de Londres anotando además el primer gol de los gunners. El medio inglés fue en su momento una de las grandes promesas de la selección de los tres leones. Pero el calvario de lesiones que ha vivido el canterano del Arsenal durante las últimas cinco temporadas le hicieron estar fuera del radar mediático. Intentó recuperar poco a poco el ritmo competitivo y volver a sentirse futbolista con la cesión en el Bournemouth, pero de nuevo las lesiones le impidieron no sólo jugar con asiduidad sino simplemente jugar.

Este verano incluso la prens inglesa no contaba con el 10 en las filas del Arsenal, se hablaba hasta de una oferta del Betis para el jugador, pero Arsene Wenger siempre ha confiado en el talentoso medio, y decidió apsotar por él, dosificarle poco a poco para poder ir contando con él en el equipo y parece que está dando frutos. Está lejos de su mejor nivel, pero ayer, y ante todo un Chelsea cuajó un gran partido y demostró que está dispuesto a volver a la élite si le respetan las lesiones.

La noticia de la recuperación de Wilshere es algo que necesitaban como el comer los gunners tras estar viviendo momentos convulsos con los rumores cada vez más reales de las marchas de Alexis y Özil del equipo. Ambos jugadores que acaban contrato en Junio son libres de negociar con cualquier equipo desde el 1 de Enero, y sus futuros a día de hoy parecen muy lejos del Emirates Stadium. Veremos si Wilshere además está tiempo de entrar en los planes del seleccionador inglés Southgate para la disputa del mundial de Rusia, ya que es una posición donde escasea el talento en Inglaterra.

Cutrone salva al Milán

La temporada del AC Milán está siendo muy mala. En verano se crearon grandes expectativas merced a los fichajes del club, pero ninguno está funcionando como se esperaba. Merced a esto el técnico Montella fue despedido por los malos resultados y subieron a Genaro Gattuso, leyenda del club, del equipo primavera para que enderezara el rumbo. Pero ni con el carácter del ex jugador esta situación se reconducía y ayer se presentaba el ultimátum. Un derbi en cuartos de la Coap de Italia ante el Inter de Milán en San Siro.

El puesto de Gattuso dependía del resultado de ese partido y el Milán lo acabó ganando gracias a la gran revelación de la temporada para ellos: Patrick Cutrone. El canterano no aprtía al inicio de temporada con muchas oportunidades en el primer equipo, los fichajes de André Silva y de Kalinic le cerraban las puertas a disputar minutos, pero eso finalmente no ha sido problema para el canterano de 19 años que además anotó ayer en la prórroga el gol que clasificaba a su equipo para las semifinales de la Copa de Italia convirtiéndose así en el salvador de Gattuso y en el héroe de la hinchada local.

Con este gol ya ha anotado en todas las competiciones y sus números son más que aceptables para un jugador que no es titular asiduo. El Milán podrá respirar unos días gracias a esta victoria e intentar que esto cambie la tendencia mala en la que se ha visto envuelta el equipo, que con los malos resultados, las suplencias de sus fichajes estrella y el tema de Donnarumma no están levantando cabeza. De momento sólo les queda disfrutar del nuevo ídolo que ha surgido desde Milanello: Patrick Cutrone.

Harry Kane desbanca el binomio

Harry Kane cerró el 2017 con un hat trick ante el Southampton en Wembley para acabar siendo el máximo goleador del año 2017. Además ha batido el récord goleador en un año natural en Premier League en posesión de Allan Shearer dejando la nueva marca en 37 goles. Con esta marca desbanca a Cristiano Ronaldo y Leo Messi como absolutos dominadores del gol desde 2010 y rompe así un monopolio como nunca antes se había vivido.

Además Kane ha encadenado dos hat tricks consecutivos para poder arrebatarle el honor del gol a Messi. Es el premio a una gran trayectoria (acumula dos pichichis de la Premier consecutivos y va lanzado a por el tercero) y a un gran año en lo individual. Es el delantero deseado por los grandes clubes y sus grandes actuaciones han hecho que entre en la agenda del Real Madrid para reforzar una posición en la que cada vez se confía menos en Benzema. Pochettino, su entrenador, siempre habla maravillas de la implicación y de la profesionalidad de un jugador que sólo cuenta con 25 años a sus espaldas.

La tiranía impuesta por el portugués y el argentino se ve finalmente frenada por el delantero inglés que es la gran esperanza de su país para el Mundial dónde Inglaterra tiene muchas esperanzas puestas gracias a la nueva generación de jugadores que están completando la selección y al reciente título sub 19 conquistado ante España, demostrando que las nuevas generaciones inglesas vienen también fuertes.Una gran noticia la sabia nueva de Kane con este honor.

Spalletti resucita al Inter

Está siendo una Serie A de lo más animada este año. Por fin no es un campeonato aburrido donde la Juventus se pasea por todos los campos y se proclama campeón muchas fechas antes de que concluya el campeonato. Este año ha surgido una nueva fuerza al asalto del scudetto que es el Inter de Milán, comandado por Luciano Spalletti que vuelve a demostrar lo gran entrenador que es una vez más.

El técnico transalpino está sacando la mejor versión de un Inter que llevaba de capa caída varias temporadas y que ahora mismo es el único rival imbatido de todo el campeonato italiano. Es además el líder y parece que por fin ha adquirido la consistencia necesaria para ser por fin un verdadero aspirante al título por derecho propio. Su gran estrella y capitán Icardi está en un gran estado de forma y ya se le está relacionando con el Real Madrid, dando muestra de su gran nivel.

Pero si tiene mérito la clasificación actual de los nerazurri, se le debe dar más sabiendo que este año los del Giuseppe Meazza se han desprendido de Murillo, Kondogbia o Gabriel, además de desprenderse ahora en calidad de cedido de Joao Mario. Los nuevos fichajes se han acoplado a la perfección, en especial Borja Valero, y ya todo el equipo tiene la identidad y ADN de Spalletti, con un contragolpe terrible y una gran intensidad. Parece que el Inter va a dar guerra este año y los que Spalletti aguante en el banquillo Interino.