finales

Tiempo de Finales

Finalmente los Warriors se deshicieron de los Thunder en el séptimo partido en el Oracle Arena y se medirán a los Cavaliers por segundo año consecutivo en las finales por el título. Y lo hacen con sensaciones contradictorias, ya que llegan con sus splash brothers en plena forma (han batido todos los récords de triples en las finales de conferencia) pero con la sensación de que son vulnerables, de que se les puede hacer daño, algo que hasta hace poco con la temporada que habían realizado parecía impensable.
 
Y LeBron seguro que ha dado buena cuenta de los partidos de los Thunder, viendo cómo hacer daño a los Warriors, y sabiendo que sus más que probables defensores en las finales Draymond Green, y sobre todo Iguodala (que se llevó el MVP de las pasadas finales por su defensa a James) están en muy baja forma. Muy al contrario que los Cavs que se han paseado por todas las rondas del Este (cierto es que el nivel de los equipos es muy inferior), pero han encontrado esas sensaciones de equipo unido durante los playoffs que les hacen temibles, además de la baza de Channing Free, que está intratable desde la segunda unidad, algo de lo que el año pasado los de Ohio carecían.
 
Curry ha hecho una temporada histórica, siendo el primer MVP por unanimidad de la historia, ha batido el récord histórico de victorias en una regular seasson, y ha vuelto a llegar a las finales. Eso es algo que motiva y mucho a un James que sabe que su momento para dar un puñetazo ha llegado, que esta vez su equipo si le puede ayudar y llega más descansado y fresco que nunca. Sabe que derrotar a los Warriors sería dar un puñetazo en la mesa y ser de nuevo considerado el rey y eso es algo que le atrae enormemente. Y un LeBron motivado es muy peligroso.
 
Otro de los protagonistas de la series sera Varejao, el único superviviente en Cleveland de la primera época de LeBron y que a mitad de campaña cambió de camiseta por la de los Warriors en un traspaso a tres bandas. Veremos si Kerr vuelve a apostar por el small ball que tan buen rendimiento le dio en las pasadas finales, y si los Cavs aprovechan esta circunstancia para dominar un rebote ofensivo donde Tristan Thomson es el rey. La clave ya la ha dado James, si Curry o Thomson te meten un triple desde más de nueve metros con alguien encima no hay que venirse abajo, seguir remando que ya les llegará el fallo. Si realmente hacen eso tienen mucho ganado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *