Archivo de la etiqueta: Borussia

El ostracismo de Reus

“Cambiaría todo mi dinero por seguir disfrutando del fútbol”. Con esa contundencia se expresaba Marco Reus, el extremo que maravilló a toda Europa con el Borussia de Dortmund que ganó dos Bundesligas y llegó a la Final de la Champions League ante el Bayern de Munich, y que lleva ya casi más de tres años alejado de los terrenos de juego merced a unas lesiones constantes que han frenado los mejores años de su carrera. El canterano del Dortmund comenzó el calvario justo antes del Mundial de Brasil en 2014, donde una lesión absurda jugando un amistoso con Alemania en Armenia. A partir de ahí los ligamentos de su tobillo se rompieron para no dejarle volver con continuidad desde ese momento.

Se tuvo que perder el Mundial que ganó su selección (donde Löw le iba a poner de titular con total seguridad), y trabajó todo el verano en su recuperación. Pero al poco tiempo de volver una entrada criminal en la Bundesliga le obligaría a volver al dique seco durante varios meses. La fragilidad de su tobillo hacía que se temiera lo peor y su vuelta fue con cuentagotas y su nivel distaba mucho del jugador que era antes de la lesión. Había perdido la confianza en su pie y eso se notaba en cada acción que realizaba, además de cada vez que sufría una entrada todo aficionado Borusser se temiese lo peor.

Y así hasta 10 lesiones en los últimos 35 meses, con una última rotura parcial del ligamento de la rodilla que a día de hoy le tiene alejado todavía de los terrenos de juego. Todavía ni está inscrito en la Champions League con su equipo, y se ha perdido el citado mundial y la Eurocopa de Francia. La fortaleza mental que está demostrando este jugador es muy alta, ya que sigue luchando por volver (ya ha recibido el alta para poder entrenar de nuevo), pero recuperar su mejor versión, esa que hizo que Bayern, Real Madrid y Barcelona se pelaran por su fichaje y fuesen rechazados debido al amor a esos colores parece complicado. Aunque con Reus siempre hay que confiar.

Borussia: Enemigo conocido

El Real Madrid se medirá este martes ante el Borussia de Dortmund en el siempre complicado Signal Iduna Park, donde en los últimos años ha sufrido lo indecible a manos del Borussia. Desde los cuatro goles de Lewandowski, hasta el empate en el último suspiro de el año pasado con Schürle de protagonista, al Madrid no se le da nada bien este rival ni este campo. Nunca se ha sentido cómodo y encima ahora llega en un mar de dudas de juego tras malos resultados en liga que le han alejado a cuatro puntos del Atlético y a siete del Barcelona con tan solo seis jornadas ligueras disputadas.

Pero el equipo de Zidane llega a su competición fetiche, aquella en la que casi todo suelen ser alegrías y con la firme intención de recuperar las buenas sensaciones y el gol. Un gol por el que se está criticando de forma incomprensible a Cristiano Ronaldo, que ya marcó dos goles en la primera jornada ante el APOEL, y que vuelve a ver otro año más como pasar dos partidos sin anotar consecutivos es motivo para hablar de crisis goleadora y de final de carrera.

El Borussia llega como líder de la Bundesliga tras endosar seis goles en su último partido y con todos disponibles. Ya no está Tüchel ni Klopp pero el estilo vertiginoso del equipo se mantiene y sus contras con Aubameyang a la cabeza asustan. Además Pulisic ha dado un paso adelante en el equipo y el nivel de Weigl sigue siendo espectacular por lo que el Borussia presentará batalla sabiendo que tras la derrota ante el Tottenham en la primera jornada debe sumar si quiere pasar a los octavos de la competición.

Gran futuro para el Dortmund

Si hay un equipo que se está asegurando un gran presente pero sobre todo un futuro prometedor, ese es el Borussia Dortmund, el equipo teutón siempre ha destacado por sacar talento joven y gran rendimiento de jugadores desconocidos, pero en este caso han armado un núcleo joven que promete ser de lo mejor de Europa en pocos años. A la irrupción y consagración de Weigl ya como titular hay que añadir la última adquisición, la perla sueca Isak, que ha preferido jugar en el Dortmund por el compromiso que tienen de juego con los jóvenes, cosa que no e ofrecieron en el Real Madrid (club al que se le vinculó fuertemente la semana pasada).
Pero a parte del nuevo Ibra, como se conoce en Suecia a Isak, el Dortmund cuenta con varias perlas que poco a poco van asomando al equipo titular y que prometen dar muchas alegrías a las gradas del Signal Iduna Park. Se trata de Dembélé, Pulisic y mi gran debilidad Emre Mor, el turco nacido en Dinamarca es un fuera de serie y que se convirtió en la pasada Eurocopa en el futbolista otomano más jóven en debutar en este torneo internacional con apenas 18 años.
Pero todo este talento no podría funcionar sin un entrenador que confíe en ellos, que no le tiemble la mano a la hora de darles responsabilidad en momentos cruciales y en este caso Tüchel es el hombre adecuado, siguiendo la estela y filosofía de Klopp está sacando otra gran camada de jugadores que pronto serán de lo más temido en la Bundesliga y en la Champions, ahora sólo falta que sigan la proyección como se espera y que el Borussia sepa retener a estas perlas para volver a verle en lo más alto de los torneos europeos, y no tiene pinta de que estos jóvenes quieran esperar mucho para ello.

El Dortmund lo vuelve a hacer

Como cada verano el BVB Dortmund ha tenido que afrontar la marcha de jugadores claves que fichó cuando eran desconocidos y que finalmente vende como estrellas. Este verano ha sido el turno de Hummels (Bayern), Gündoghan (City) y Mkhitaryan (United), y ha respondido con la vuelta de Göetze, y varios jóvenes promesas de futuro de las que ninguna supera los 25 de años de edad. El nombre que más resalta y que va a dar mucho que hablar este año es el de Dembelé, el jugador francés que fue pretendido por el Barcelona es una de las mejores promesas junto con Comman y Martial del fútbol francés, el que le haya seguido un poco esta temporada habrá comprobado que además el juego eléctrico y ofensivo del Dortmund le va como anillo al dedo y junto con Reus y Göetze pueden hacer verdaderos destrozos en las defensas rivales.

Parece sorprendente que se haya llevado a esta perla de tan sólo 19 años por sólo 15 millones de euros, dejando claro que el Borussia hace las cosas muy bien en el apartado de altas y bajas de jugadores. Tras la marcha de Lewandowski y Klopp parecía que el proyecto Dortmund iba a ir desapareciendo paulatinamente, pero la opción de Tüchel más estas incorporaciones y la irrupción de Weigl (uno de los medios con mayor progresión de Europa y al que ya siguen Madrid y Bayern) han vuelto a dar esperanzas a los del Signal Iduna Park, que se ven con posibilidades de hacer algo grande de nuevo a corto plazo. Me alegro por uno de los clubes que mejor fútbol hacen y que mejor gestión realiza, y que cada año suerte a Europa de nuevas joyas que nadie conocía antes.

Gran trabajo de Thomas Tuchel

El entrenador del Borussia Thomas Tuchel ha conseguido recuperar un grupo que el año pasado ya tocó fondo. El Borussia de Dortmund vio como el año pasado tristemente el equipo se desmoronaba inexplicablemente pese a contar con la plantilla base que tantos éxitos recientes le había dado. Su éxito más grande ha sido recuperar a los jugadores lesionado como Gündoğan o Reus y sacar el máximo nivel de los grandes jugadores de la plantilla que habían bajado sobremanera el nivel.

Nos encontramos ahora con un Dortmund dinámico, líder de nuevo de la Bundesliga con todos los partidos ganados y con un juego eléctrico que recuerda sus mejores años. Además de el buen momento que atraviesan en el club los jugadores están trasladando su buen nivel a sus selecciones donde en la jornada de parón fueron claves. Da gusto volver a ver jugar a ester equipo al que su afición nunca dejó de animar pese a los malos momentos pasados y que ahora se postula como máximo candidato a ganar la Europa League. Y todo gracias a un hombre Thomas Tuchel. Bienvenido de nuevo Borussia.

Cuartos de la Champions

Ya se ha celebrado el sorteo de los cuartos de final de la Liga de Campeones , dejándonos un duelo directo entre españoles , una revancha de las semifinales del año pasado , la reedición de la final de Champions más dolorosa y un cruce inédito.

Comenzando por el duelo español entre Barcelona y Atlético se repite la final de la Supercopa de España de este año donde el Atlético fue muy superiro y sólo Victor Valdes en la vuelta hizo que los blaugranas se hicieran con el título. Pero esto es la máxima competición europea y el Barcelona parte con más ventaja por su mayor experiencia pero el Atlético cuenta con la vuelta en su estadio donde se muestra intratable por lo que la eliminatoria la veo más que igualada.

El Real Madrid por su parte tendrá la posibilidad de vengarse de la dura derrota sufrida el año pasado en las semifinales donde a la ida fue barrido por el Dortmund (recordemos que el polaco Lewandowski marcó cuatro goles en ese partido), pero con ciertos matices ya que este Borussia es más débil que el del año pasado y las molestias que lleva arrastrando su estrella Reus y la sanción por acumulación de tarjetas a la ida del polaco hacen que este duelo sea propicio para el pase del Real pero claro la vuelta es en Alemania y conociendo la historia en tierras germanas del Madrid cualquier cosa puede pasar aunque en la ronda anterior disipara muchas dudas con el 1-6 conseguido aante el también alemán Schalke 04.

Los otros dos enfrentamientos han emparejado al Bayern-Manchester, en la reedición de la final de 1999 y teniendo en cuenta que el equipo de Guardiola es el principal favorito a llevarse el trofeo , la vuelta en su estadio , los problemas del Manchester para eliminar al Olimpiakos y su mal rumbo en la liga inglesa hacen que esta sea una eliminatoria muy desigualada , y el PSG-Chelsea donde se prevé una eliminatoria muy igualada y que se decantará por pequeños detalles aunque veo un poco más favorito al PSG sobre todo con el estado de gracia en que se encuentra Ibrahimovic.

Tras esto la Champions siempre depara sorpresas y un error puede costar una eliminatoria , asique ya solo queda disfrutar de los ocho mejores equipos de Europa compitiendo entre ellos.