Archivo de la etiqueta: Clasificación

Madrid y Sevilla a levantar el ánimo

Real Madrid y Sevilla tratarán esta noche de reconducir sus “malas rachas” en liga en sus respectivos compromisos de Champions. El Sevilla pese a ganar al Leganés en la última jornada, venía de algunas derrotas consecutivas y muy dolorosas a manos de Spartak y Valencia que hicieron mucho daño en la entidad nervionense. Tanto, que ya se emepezó a hablar de la destitución de Berizzo. En el Madrid en cambio, la mala imagen dada en la derrota en Girona, unido a la distancia de ocho puntos a favor del Barcelona en liga en tan solo diez jornadas han desatado la primera crisis desde que llegó Zidane al banquillo blanco.

El Sevilla además no puede permitirse ningún tropiezo más en la Champions dado que ahora mismo estaría fuera de la competición. Es cierto que ha realizado las dos visitas complicadas a Anfield y a Moscú ya, pero las sensaciones en su último partido no fueron nada buenas, y el ánimo del equipo está un poco alicaído. El Madrid por su parte va a Wembley para enfrentarse a un Tottenham que acumula dos derrotas consecutivas (entre liga y copa) y que cuenta con las buenas noticias de la recuperación de Kane y el fin de la sanción de Dele Alli. Los de Pochettino son una montaña rusa en el estadio prestado este año (el nuevo White Hart Lane estará disponible la próxima temporada) ya que son capaces de golear al Liverpool y dejarse remontar un 2-0 por el West Ham tres días después.

La mejor manera para ambos será recuperar la mejor versión de sus mejores jugadores, que en el caso del Madrid es alarmante la mala racha de Ronaldo en liga, mientras que en Champions va a más de un gol por partido. Berizzo además no podrá contar con el Tucu Correa por lesión en la última jornada liguera.

Joachim Löw no lo tiene fácil

Alemania ha vuelto a ser la mejor selección en la ronda de clasificación, ha hecho la mejor clasificación de su historia con diez victorias de diez posibles, y lo ha hecho convocando ghasta a 37 jugadores diferentes a lo largo de la fase. Una auténtica barbaridad que hará que la lista definitiva para Rusia en la que sólo caben 23 sea una criba durísima para el ya eterno seleccionador alemán. Cuenta además con la selección sub 19 y la sub 21 campeonas el pasado verano, por lo que se suman más nombres y más competencia a los ya mencionados.

Además de ser el vigente campeón del mundo, Alemania siempre muestra una fiabilidad pasmosa en las citas internacionales. Rara vez no llega a las semifinales del torneo al que acude, y siempre es uno de los favoritos, año tras año y torneo tras torneo. No en vano ha ganado cuatro mundiales y otras tres Eurocopas. Además lleva varios años con una política continuista muy interesante que la hace gozar de una gran plantilla jóven y sobre todo con gran experiencia internacional ya.

La manschafft es ya junto a Brasil la máxima candidata al torneo a día de hoy. Sus recursos son ilimitados, y quizás el único punto negro es la figura de un nueve de garantías. Gnabry (campeón sub 21 el pasado verano) apunta grandes maneras pero ahora mismo su convocatoria parece una quimera. Werner es el que parte con más papeletas, aunque Thomas Müller, que puede convertirse en el máximo goleador histórico de los mundiales desbancando a su compatriota Klose, siempre rinde a las mil maravillas con la selección. Löw tendrá que decidir y si hay suerte podrá contar con la vuelta de un Reus al que el destino y Alemania le deben una.

Carencias en Manchester

El derbi de ayer jugado en el Emirates entre los dos equipos de Manchester dejó evidencias claras de que ambos equipos están muy lejos del nivel competitivo de los grandes conjuntos europeos, pese a las faraónicas inversiones verano tras verano ambos equipo siguen siendo equipo sin un claro proyecto deportivo, y sin aspiraciones serias a nada importante a corto plazo, algo preocupante tras otro verano más siendo los que más se han gastado este verano.

Si se ven uno por uno los fichajes que han hecho ambos conjuntos los últimos veranos son fracaso tras fracaso, y habiéndolos pagado a precio desorbitado. Y el impulso que se ha tratado de dar desde el banquillo fichando a los dos entrenadores más mediáticos ,y convirtiéndoles en los mejores pagados (sobre todo Guardiola), no ha funcionado en absoluto, estando el City fuera de cualquier posible título y con Mourinho sólo con la aspiración de la Europa League, y lo más preocupante, teniendo muy en el aire su clasificación para la Champions League, algo que sería trágico para cualquiera de los dos conjuntos.

Este verano se espera que vuelvan a agitar el mercado con fichajes multimillonarios de jugadores que realmente no dan la talla, y sigan con conjuntos con un coste de la plantilla elevadísimo pero con un nivel de competitividad muy pequeño. No se ve cohesión de equipo en ninguno de los dos conjuntos, sus fichajes estrella además tampoco funcionan (salvo el caso de Gabriel Jesús en el City que está siendo la única alegría para los sky blues) Johsn Stoenes, el central más caro de la historia no es ya ni titular con el equipo, y Paul Pogba es un mediocentro mediocre, pese a haber sido el fichaje más caro de la historia del fútbol.

Mucho trabajo queda por hacer para volver a el Manchester United entre los mejores de Europa y para que el Manchester City sea ese equipo competitivo con el que soñaba el jeque Mansour bin Zayed Al-Nahyan cuando aterrizó en Machester allá por el 2008 y que tras prácticamente diez años ha naufragado en Europa de manera absoluta.

Champions vía Europa League

El United necesita estar el año que viene en la Champions League. Después del desembolso veraniego los resultados no han acompañado al equipo esta temporada, donde se han mostrado muy irregulares sobre todo en Old Trafford, donde han cosechado infinidad de empates ante rivales de mitad de tabla para abajo para desesperación de sus hinchas. Estos resultados han alejado a los red devils de pelear por la cuarta plaza en el Premier League que da acceso a la Champions y tiene muy complicado arrebatársela a sus vecinos de Manchester.
 
Pero seguir vivos en la Europa League les da la posibilidad de si se proclaman campeones del torneo disputar la Champions del año que viene. Esto José Mourinho es consciente y dará la importancia necesaria al doble enfrentamiento ante el Anderlecht. Son claros favoritos al torneo y desde el club saben lo importante que es disputar el torneo el año que viene. No por lo económico, ya que el United va sobrado en ese sentido, es por abordar fichajes de renombre. Es difícil atraer grandes estrellas a tu equipo si no juegas la Champions por segundo año consecutivo.
 
Ibrahimovic, que nunca ha ganado ningún torneo internacional de clubes, ya declaró tras el enésimo empate de su equipo ante el Everton que no firmó por el United para perder el tiempo. Pogba, el fichaje más caro de la historia del fútbol y que está realizando una campaña más que discreta, también es consciente de la necesidad de ganar el torneo. Mourinho deberá clasificar a su equipo para la Champions por una vía u otra si no quiere tener problemas en verano con la directiva que apostó por él conscientes del riesgo que suponía fichar para su banquillo al díscolo portugués que nunca deja indiferente a nadie.

¿Argentina y Messi sin mundial?

Empieza a ser más factible la posibilidad de que el mundial de Rusia 2018 no cuente con la figura de Leo Messi ni Argentina. Ayer, en un partido clave (jugaba contra Bolivia que estaba ya eliminada y es la segunda peor selección de la fase de clasificación) y con el 10 sancionado, volvió a perder y a mostrar su peor cara. Y cae de nuevo a los puestos de repesca que no dan acceso directo al Mundial.

Pero lo grave es que quedan tres partido sin Messi de los cuatro jornadas que quedan y su siguiente partido es frente a Uruguay, que perdió ayer además, y que jugará en casa ante la albiceleste. Los números de Argentina son muy delatadores, 15 de 18 posibles con el 10 y 7 de 24 sin él. Es increíble la dependencia que tiene esta selección de un jugador al que siempre se la ha acusado de ser un jugador frío y menor. Es muy probable que todos los que le han estado acusando tengan que ver el mundial desde su sofá porque Messi no juegue unos partidos con su selección.

Lo cierto es que un Mundial sin Messi sería una lástima, el mejor jugador del mundo debe estar en el evento de fútbol más importante a nivel de selecciones. Pero para ello sus compañeros se deben poner las pilas, dejar de escudar su pésimo rendimiento con la selección en Messi y dar un paso adelante si no quieren generar un drama nacional como no lo ha habido en mucho tiempo en Argentina, donde el fútbol es sagrado pero incomprensiblemente Messi no.

Ojito a Brasil

Hace no mucho tiempo hablar de Brasil era hablar de los mejores jugadores del mundo, la época de Ronaldo, Ronaldinho, Rivaldo, Adriano, Kaká , eran los mejores en su posición en la época, pero a partir de ellos comenzó a haber un vacío de estrellas que dejó tocada a la canarinha que ha ido deambulando un poco por los torneos hasta que finalmente ha vuelto a reunir una gran generación de jugadores que apuntan a dar mucho que hablar en el próximo mundial de Rusia del próximo verano.

Estamos hablando de los Neymar, Coutinho, Gabriel Jesús, Gabigol, Casemiro, una serie de jugadores jóvenes que ya tienen mucha experiencia en clubes importantes y que están mostrándose intratables en la fase de clasificación para el Mundial, donde dominan la clasificación con mano de hierro. Y a parte de los jugadores gran parte de esta buena dinámica en la seleçao se debe a su seleccionador Tite (Adenor Leonardo Bacchi). No es que fuera un entrenador muy famoso o con gran experiencia, pero sus logros en clubes brasileños como la libertadores que ganó con Corinthians le dieron la oportunidad de dirigir al combinado nacional, y lo está aprovechando sobremanera.

Da gusto volver a ver jugar a Brasil,más sólida en defensa que antaño pero con esa alegría y esa libertad táctica de los atacantes que tanto gusta en Brasil, el dúo Neymar-Coutinho a día de hoy es imparable, son dos jugadores de características parecidas que se combinan a la perfección y que resultan imparables si tienen un día bueno. Ayer se pudo comprobar frente a Uruguay, pese a ponerse los celestes por delante en el marcador (merced a un regalo de Marcelo a Cavani), los brasileños pasaron por encima de Uruguay con suma facilidad y ya son junto a Francia y Alemania máximas candidatas a ganar el Mundial. Parece que la pentacampeona ha vuelto.

Enorme Celta

La gesta de ayer de el Celta de Vigo ante el Shaktar y fuera de casa remontando un resultado adverso en el encuentro de ida en casa tiene un mérito increíble. Berizzo y sus hombres fueron quizás los únicos que confiaron en esa remontada y finalmente se dio como lo había estado practicando. Partido serio, sin encajar y llegar vivos a los últimos minutos donde podría pasar cualquier cosa.

Y así fue, un piscinazo de Guidetti, que ayer se peleó hasta con el apuntador, en el último minuto brindó un penalti que Aspas convirtió, dejando la eliminatoria en tablas y con un Celta con una inercia más positiva y sabiendo que sus goles valían doble en la prórroga también.

 

Los cambios de Berizzo fueron atrevidos y el Celta, al que el destino le ha dado crueles varapalos últimamente, pudo resarcirse ayer por fin con una gran noche europea y dejando el ánimo del equipo por las nubes, un equipo que se ha sobrepuesto a la marcha de Nolito en verano y a la indisciplina de Orellana que provocó su salida rumbo a Valencia. Aún así el Celta coge mucha confianza y quién sabe hasta dónde podrán llegar en el torneo, pero lo importante es que a día de hoy es nuestro único representatne en la Europa League.

La Champions para curarse

Tras la mala jornada liguera para atléticos y culés les llega la oportunidad de redimirse en la máxima competición internacional. El Atlético recibe al PSV tras su varapalo en el derbi liguero donde cayó con muy malas sensaciones contra el Madrid, dejando la imagen del equipo muy dañada tras los enfados de Koke y Gabi durante los 90 minutos. Pero en Champions de momento sólo conocen la victoria y quieren ganar hoy para ir más tranquilos al Allianz Arena y poder acabar primeros de grupo, que le garantizaría la vuelta de octavos en su campo.

Por su parte el Barcelona llega con dudas tras el empate a cero frente al Málaga tras la baja de última hora de Messi. La sensación que dejó el equipo es que no hay mucho fondo de banquillo, y que mejor rival que un débil Celtic para pagar los platos rotos del fin de semana. Messi sigue siendo el pichichi de la fase de grupos con siete goles y quiere seguir recortando distancias a un Cristiano Ronaldo que le saca ahora mismo cinco goles en la clasificación histórica del torneo.

Atlético y Barcelona deben despejar todas las dudas generadas el fin de semana y asegurarse en el caso del Barcelona la clasificación matemática (el Atlético ya la ha conseguido). Ambos deben reconducir el rumbo para intentar recortar puntos respecto al Madrid líder de la liga y que mejor manera que empezar con una victoria que aleje los fantasmas de crisis en unas entidades que no han comenzado el campeonato como se esperaba de ellos, en especial el Atlético que ya se encuentra a nueve puntos de la cabeza de la tabla.

¿De quien es el verdadero problema de Argentina?

La derrota ante Brasil en el clasificatorio para el mundial de Rusia fue muy dura y deja muy tocada a la selección de Argentina que se jugaba mucho ante el eterno rival y salió vapuleada del partido. Pero lo que más me llamó la atención fue que tras el partido se hicieron encuestas entre los aficionados sobre quiénes eran los verdaderos culpables de la situación actual de la albiceleste y los datos dejaban que sólo el 13% creían que la culpa la tenía la AFA (el 60% los jugadores y el 27 Bauza).
Algo inhaudito debido a la situación que vive el mayor organismo del fútbol argentino, donde no tienen dinero prácticamente ni para tomar los aviones para los partido de su selección (jugadores se pagan muchas veces de su bolsillo todos los desplazamientos), y los retrasos en los vuelos son el pan de cada día para el conjunto de Bauza. La situación es precaria y el público sigue obcecado en que el problema es Messi y los que denomina sus amigos, entre los que destacan a Di María y Agüero, de los que dicen que no deberían volver a vestir la zamarra de Argentina, pero que me digan quién hay mejor que ellos (salvo Dybala ausente por lesión de esta convocatoria claro está).
El rendimiento de sus jugadores está claro que puede ser mejor, el seleccionador teniendo el nivel de los que tienen por Europa (Simeone, Bielsa, Sampaoli,…) no puede ser del nivel de un Bauza del que no se aprecia el más mínimo sello personal en el juego del equipo ni en los planteamientos. Todavía están a tiempo de cambiar las cosas, pero el siguiente partido es frente a la peligrosa Colombia y en casa, hecho que a día de hoy en Argentina y tal y como está el ambiente no se sabe si es un punto a favor o en contra. Lo cierto es que a día de hoy están fuera del mundial, tienen en su mano clasificarse pero la situación debe cambiar mucho desde la AFA hasta los jugadores o mucho me temo que veremos uno de los mayores descalabros de la selección argentina en mucho tiempo.

Argentina nunca es feliz

La derrota de Argentina frente a Paraguay por un tanto a cero ha traído un terremoto de críticas en el país albiceleste. Las críticas por increíble que parezca vuelven a ser para Messi, al que acusan de hacer las convocatorias en función de sus amigos. Después de suplicar el país entero la vuelta a la selección y de forzar hasta romperse por jugar con Argentina, ya le llovieron las primeras críticas, y ahora con el astro lesionado se le critica también de la derrota.

Se dice que sólo juegan en el equipo los amigos de Messi, Agüero i Di María son el máximo exponente de las acusaciones, pero no creo que haya ningún jugador argentino (salvo Dybala) con mayor calidad que ambos a día de hoy. Del Kun se critica su falta de gol (falló un penalti y un mano a mano durante el partido) y del fideo su poco compromiso y su baja forma. Y por supuesto el culpable de eso también es Messi, un Messi con el que Argentina gana partidos y que sin él está fuera de la repesca para el Mundial de Rusia.

Argentina no aprende de sus errores, tras perder la final del Mundial y dos Copa América consecutivas (tres de las últimas cuatro), se sigue criticando y cargando de presión a unos jugadores que no acaban de rendir bien con el combinado nacional, bien por presión popular, bien por falta de algún gran técnico al frente de la selección o bien por la grave crisis que está atravesando la AFA. El caso es que a Messi no creo que le haya hecho mucha gracia que su nombre vuelva a estar asociado a la polémica y más sin siquiera haber participado en el partido, Argentina es todo corazón pero sigue sinedo un país que no sabe realmente lo que quiere ni a quién quiere.