Archivo de la etiqueta: Jazz

Bienvenidos de nuevo Utah Jazz

Utah Jazz es el equipo de Salt Lake City y que todo el mundo recordará por ser el finalista de los dos último anillos de Michael Jordan o por la pareja Malone-Stockton que no pudieron jamás llevar un anillo a la ciudad del estado mormón. Pero tras muchos años vagando sin un rumbo fijo parece que este año el equipo ha dado un paso adelante por fin y vuelve a ser ese equipo competitivo e incómodo en el Oeste.

La definitiva explosión de Hayward que va a ir este año al All Star ha sido el punto que le faltaba a un equipo que es la mejor defensa de la NBA esta temporada con jugadores como Gobert, George Hill o el propio Hayward que hacen que sea muy caro anotar una canasta, hecho que les ha llevado a la cuarta plaza del siempre difícil Oeste en la NBA. Y lo han hecho como siempre, sin hacer mucho ruido mediático, sin levantar casi nada de revuelo, pero se han colocado en una posición en la que serán el rival incómodo inesperado de estos playoffs si las lesiones les respetan.

Otra de las noticias positivas es que parece que Derrick Favors, su prometedor ala pívot por el que se deshicieron de Millsap, vuelve a estar sano y parece que está cogiendo ritmo de campeonato, lo que da otra nueva amenaza a los Jazz que conformarían una durísima dupla interior en tiempos del small ball que puede plantear muchos problemas a cualquier equipo. Veremos si esta buena racha les dura o ha sido sólo eso, una buena racha.

La verdad del Flu Game (Parte1)

Mucho se ha escrito del famoso flu game, el partido de la fiebre, ese partido en el que Michael Jordan con 39.5 grados guió con 38 puntos a la victoria de su equipo en casa de los Utah Jazz en el quinto partido. Hasta aqui mucha gente lo sabe pero lo que realmente ocurrió horas previas al partido no.

La noche previa al partido Jordan andaba inquieto, en el hotel hacía tiempo que había entrado la noche y el servicio de habitaciones ya había finalizado su servicio, entonces Michael comenzó a sentir hambre, pidieron varias pizzas para his airness, obviamente se encontraban en territorio hostil, Salt Lake City, por lo que era algo arriesgado pedir unas pizzas para el hotel donde se alojaban los Bulls, aún así esas pizzas se pidieron y Jordan comió de ellas. Su entrenador personal Tim Grover tenía la mosca detrás de la oreja con todo esto pero no hizo nada para frenarlo.

Todo transcurría con normalidad cuando al médico de los Bulls le despiertan a las 3 de la mañana diciendo que Michael se está retorciendo de dolor en la habitación. Parece que se trataba de una intoxicación alimenticia (nunca se demostró pero se sospecha que debido a las pizzas de la cena), y en principio hacían que el concurso del 23 para el decisivo partido fuera más que una quimera. A falta de menos de veinticuatro horas Michael Jordan no está en disposición de jugar el partido que puede decidir la serie por el título.