Archivo de la etiqueta: Griezmann

La tercera de la manada

Durante el derbi de ayer el comentarista Michael Robinson definió la defensa del Atlético como una manada de lobos, y no podía estar más de acuerdo con esa definición, la generosidad de todos los jugadores atléticos ayer fue impresionante, no se recuerda más que dos acciones claras del Real Madrid en todo el partido, y la posesión que le concedió al equipo blanco fue insulsa y sin profundidad. Sólo así se explica como el Atlético se ha convertido en el único club de la historia en ganar tres veces consecutivas en el Bernabéu. Cada vez que recibía un jugador blanco hasta cuatro jugadores atléticos iban a encimarle como si de una manada de lobos en busca de su presa se tratara.

Quizás no sea el fútbol más vistoso para el espectador pero el Atlético a día de hoy sólo puede permitirse jugar así contra el Real, fórmula que por cierto no le va nada mal, debido a que en un cuerpo a cuerpo el Madrid lo destrozaría. Ayer además sacó todas las carencias del Madrid este año, ya que si se presiona bien a Kroos y Modric y James e Isco no tienen muchos espacios su ataque se colapsa, estaban acostumbrados a marcar pronto en el Bernabéu últimamente que se vieron superados por este bloque que ha montado Simeone y que va camino de convertirse en el menos goleado de la historia, algo extraordinario por otra parte.

También el partido sirvió para que Griezmann se sacara la espina de cinco jornadas seguidas sin marcar, y marcar por primera vez al Madrid en el Bernabéu con la elástica rojiblanca. Y todo esto tras aterrizar de madrugada el jueves tras su partido de Champions, y no tener prácticamente tiempo para descansar, hecho que no impidió ver un despliegue físico descomunal sobre el campo, para por tercer año consecutivo conquistar el feudo blanco. Y ya son seis derbis ligueros seguidos por el Madrid algo que comienza a ser preocupante y que está encumbrando al Cholo Simeone a la categoría de leyenda colchonera.

Ojito con Francia

Se vuelve a repetir la historia de 1998. Francia anfitriona de la Eurocopa ha unido a su núcleo duro de jugadores a esa generación de campeones del mundo sub 20 que ya no son promesas, sino que son hombres importantes en sus equipos. Estamos hablando de los Pogba, Kondogbia, Zouma…. que se unen a los Griezmann, Matuidi, Varane o Benzema.

Estamos quizás ante la selección con mayor potencial jóven del mundo ahora mismo y dirigidos por un gran entrenador como es Didier Deschamps. Parece que además en esta fase de clasificación para la Euro han ido de menos a más y ya han encontrado su estilo de juego y su once tipo. Se trata quizás de uno de los equipos más compensados que se pueden plantear, con dos medios centros como Kondogbia y Pogba que a priori parecen físicamente superiores al resto y que recuerdan a una versión moderna de Vieira y Makelelé, y una parreja de centrales jóvenes que ya son considerados de los mejores del mundo como Varanes y Mangala, con Lúcas y Zouma en la recámara.

Arriba tampoco se quedan mancos con un Griezmann que cada día es mejor jugador y un Benzema que tras pasar por su periodo de sequía con la selección va poco a poco volviendo a su nivel. Quizás un acompañante de mejor nivel que Valvuena sería necesario para una selección que suele sacar sus mejores bazas cuando es la anfitriona del evento. Yo a día de hoy apostaría por Francia. Y veremos cuanto tiempo se mantienen ahí arriba.

Vuelve la presión

Si por algo se caracterizó el Atlético de hace dos temporadas fue por realizar una presión asfixiante y una salida a la contra letal. Eso es lo que quiere Simeone de nuevo este año. Con Jackson Martínez haciendo de Diego Costa y Griezmann de Villa. Se pudieron ver detalles en el encuentro de ayer, sobre todo en la primera parte de un Atlético agresivo, presionante que no da respiro al rival y a base de robos encerrarlo en su área.

Quizás la única pega fue la falta de química de Jackson con el equipo, algo poco preocupante que se subsanará con el paso de los partidos. El que si que no falló fue el de siempre, Griezmann de nuevo volvió a ser el más peligroso del equipo, además de hacer el gol, y Tiago que contrarresta el paso de los años con colocación.

El partido sirvió para sacar conclusiones, dar minutos a los nuevos para que se adapten, ver que Filipe parece que nunca se fue, y que los que estaban se les vea ilusionados con este proyecto. Pinta muy bien este Atlético pese a lo corto del resultado de ayer, pero en cuanto coja la velocidad de crucero a doble partido va a ser de nuevo ese rival incómodo y correoso que fue hace dos años y que le valió para ganar liga y llegar a la final de Champions, y todo gracias a la vuelta de la presión.