Archivo de la etiqueta: RealMadrid

A Xavi se le atraganta la jubilación

Xavi Hernández es uno de los mejores (sino el mejor) medio que ha tenido la selección española en toda su historia. Su carrera y sus títulos son incontestables y su estilo innegociable. Y es ese estilo (instaurado por Cruyff como copia del modelo del Ajax en Holanda) el que le está convirtiendo en un fanático, ahora que está en su retiro dorado en Qatar, incapaz de apreciar ningún otro estilo o planteamiento que no sea el suyo, despreciando al resto y menospreciándolo categóricamente, como si él siempre hubiese jugado a eso en la época de Van Gaal.

Todo esto viene a raíz de la última entrevista que ofreció el de Tarrasa, en donde afirmó categóricamente que no entendía cómo el Madrid podía haber ganado su duelo ante el PSG, en el que afirmaba que Neymar había sido muy superior a Cristiano, y en el que criticaba la manera de ganar del Real Madrid, por no ser comulgable con su estilo, o mejor dicho el estilo del Ajax que el Barcelona se ha apropiado como si ellos fuesen quienes lo hubieran creado.

No es la primera vez que pasa con Xavi, hace un par de meses en otra entrevista, puso de ejemplo a Simeone como el anti fútbol, como un jugador que tortura a sus jugadores obligándoles a jugar mal, sólo por el hecho de ir a por la victoria, Xavi en esa entrevista afirmaba que en un partido de Champions en el Calderón, veía a Simeone feliz cuando su equipo se encontraba sin la pelota, cuando eso es una gran mentira ya que en la Champions el Atlético eliminó las dos veces que se enfrentaron a los blaugrana con sendos repasos de fútbol en el Calderón.

En resumidas cuentas creo que Xavi debería tener más amplitud de miras, no cerrarse sólo a una idea de juego que sin un jugador desequilibrante total como lo fue Cruyff en Holanda o Messi en el Barcelona no es efectivo. Ya se ha visto los fracasos de Guardiola intentando instaurarlo en el Manchester City o en el Bayern durante tres temporadas, en las que por cierto, Simeone volvió a eliminar a su estilo tras pasar por encima del Bayern en el Calderón y de no ser porque Torres falló un penalti, haber ganado el partido del Allianz también.

Kepa está solo

La historia de Kepa Arrizabalaga puede dar un vuelco de 180 grados traslas últimas noticias sobre el canterano bilbaíno. Las noticias sobre que su lesión es más grave de lo que parece y que tendrá que podría estar tres meses parado ha frenado drásticamente el interés madridista en el portero y muy probablemente deje su fichaje finalmente para el verano, dejando en una situcación más que delicada a Kepa ante el Athletic y con el Mundial en el horizonte.

Kepa había pactado con el Madrid cerrando con ellos antes que acometerían su fichaje durante el mercado invernal, sabiendo que la no renovación y permanecer en el Athletic significaba seis meses de suplencia que con seguridad le cuesten su participación con España en el Mundial de Rusia de este verano. Y si sumamos las ddeclaraciones de Zidane tras el empate en Balaídos donde aseguraba que no quería ni necesitaba ningún portero en este mercado invernal.

Así que la cosa está así para Kepa, el Madrid, con el que se dice que firmó contrato con fechas para este mercado invernal y para el de verano, parece que va a acometer definitivamente el fichaje en verano y en el Athletic la confianza en Iago Herrerín es máxima a día de hoy, por lo que parece que los próximos seis meses en el Athletic los pasará en el banquillo cerrándole con mucha seguridad las puertas del mundial al joven portero. A día de hoy Kepa está incómodo en el Athletic y sin hacer ningún tipo de declaración, lo que aumentan las elucubraciones sobre su futuro y dejan en evidencia que el portero a día de hoy está muy solo ante esta difícil situación.

Dichoso pasillo

El Real Madrid recibirá este sábado a la 13 de la tarde al Fútbol Club Barcelona en el Santiago Bernabéu como campeón del Mundialito de clubes celebrado en Abu Dhabi. Y el principal morbo es ver si el Barcelona hará el pasillo de honor al campeón o no. Hay que recordar que el pasillo es un gesto simbólico que decide hacer el equipo homenajeador por motu propio. No hay ningún tipo de obligación en hacerlo ni se es menos respetuoso por no hacerlo.

Dicho esto también creo que el fútbol ha degenerado en un fanatismo desmesurado del que cada vez se va a peor. Recuerdo antaño cuando jugadores en derbis o en el propio clásico se intercambiaban la camiseta al final del partido incluso poniéndosela. O rodaban anuncios con la camiseta del eterno rival. Por ello estoy totalmente de acuerdo con la campaña de promoción de Michael Robinson de su programa Informe Robinson, donde reta en una cadena a todo el mundo a posar con la camiseta del eterno rival, para que seamos conscientes de que por mucho que luchemos en contra le necesitamos.

Pasillo no va a haber en el Bernabéu como ya confirmó ayer Guillermo Amor, y el Barcelona está en su derecho. Es cierto que a él siempre que ha ganado este trofeo se lo han realizado, pero el hecho de que desde la prensa se haya hecho ver que este gesto supone una humillación para el equipo que lo realiza le ha perdido todo el respeto y todo lo bonito del gesto, convirtiéndolo en algo grotesco y sin la esencia para lo que se hacía. Es por cosas así por las que todos deberíamos reflexionar y pensar si estamos yendo en la dirección correcta o simplemente al fanatismo más absoluto.

Metropolitano juez de la liga

El Atlético y el Real Madrid se enfrentan en el estadio Wanda Metropolitano este sábado jugándose algo más que los tres puntos. Ambos, a ocho puntos del Barcelona no pueden permitirse ningún tropiezo más ya que sería perder la liga prácticamente en la jornada 11, algo que sería un duro mazazo para ambas hinchadas. Además las figuras de ambos conjuntos llegan en sus peores momentos que se recuerda con tan solo tres goles entre ambos, unas cifras paupérrimas teniendo en cuenta los números a los que nos tienen acostumbrados.

Ambos equipos además recuperan buena parte de sus efectivos, el Atlético recupera a Koke y Carrasco, y continúa con la duda de la recuperación de Filipe Luis que finalmente parece que no será de la partida. Lucas volverá al lateral izquierdo para seguir demostrando que está sobradamente preparado para ser titular absoluto en este equipo ya. Por su parte el Madrid recibió la buena noticia de las recuperaciones de Carvajal y de Kovacic, pero se descarta la participación de Keylor Navas, además de Gareth Bale (que esto es más buena noticia para los madridistas que para los Atléticos).

Simeone y Zidane son conscientes de la importancia del partido, y el parón de selecciones les ha venido muy bien para recuperar efectivos y tener más tiempo de preparar el partido. Ambos entrenadores se han enfrentado ya como jugadores y como técnicos y se conocen a la perfección. Será un partido duro, con un Atlético muy replegado buscando hacer daño con la velocidad de Carrasco y Gameiro e intentando recuperar la solidez de antaño. Y el Madrid se aferra a el único jugador que de verdad está cumpliendo en este inicio de temporada: Isco Alarcón, que ya el año pasado dio un exhibición en el Calderón para un 0-3 favorable a los blancos. Veremos si el Atlético habrá aprendido la lección.

La obsesión de Cristiano

El Real Madrid venció ayer en el Santiago Bernabéu a la Unión Deportiva Las Palmas con contundencia y todos los jugadores blancos estaban satisfechos con la victoria salvo uno: Cristiano Ronaldo. El de Madeira volvió a deleitarnos con una gama de gestos contrariados y aspavientos que rozan ya lo absurdo. La mejor virtud de Cristiano es la autosuperación, eso está claro y eso es lo que lo ha movido a ser uno de los grandes de este deporte, pero el fin no justifica los medios y lo de ayer es algo que evidencia todo esto.

Cierto es que Ronaldo anda frustrado tras haber disputado siete jornadas ligueras (se perdió cuatro jornadas por la sanción de la Supercopa) y llevar tan sólo un gol. Eso es algo que lo carcome por dentro y se evidencia en cada acción suya que no acaba en gol. Su promedio de goles/disparos este año es el peor de su carrera y su desesperación se plasmó en el tercer gol del Madrid. Una jugada colectiva fabulosa en la que Cristiano interviene con un taconazo de lujo y con el centro raso medido para que Isco sólo tenga que empujarla. Una vez con esto el portugués enfadado volvió a su campo e Isco, en vez de celebrar su gol casi tuvo que consolarle, algo absurdo.

Cristiano ya no va a cambiar, ya pasa ampliamente de la treintena y no es su primera vez con este problema. Es difícil de entender que en un juego de equipo, un jugador vaya a casa enfadado pese a la victoria colectiva, que es de lo que se trata, es un mal mensaje para las generaciones jóvenes, que ven en esa figura como marcar un gol es más importante casi que ganar. Son muchas las virtudes buenas de Cristiano, y ésta de la autoexigencia y autosuperación lo es si realmente supiera controlarla y no que ésta se adueñe de él y lo transforme en un monstruo.

Enésima lesión de Bale

Al final salió a la luz la lesión de Gareth Bale. El Madrid intentó ocultarla inútilmente pero el Galés tuvo que abandonar la concentración con su selección, dejándola sola en los decisivos encuentros de clasificación para el Mundial, con el billete muy complicado para la selección británica. Pero todo esto no disimula que es el extremo vuelve a tener una nueva lesión en el sóleo que le va a tener apartado de los terrenos al menos un mes.

La misma lesión que cada temporada le hace perderse gran cantidad de partidos y que vuelve ahora a apartarle tras una gran actuación en el Signal Iduna Park con un gran gol, pese a que se terminase lesionando en el partido. Se perdió el partido ante el Espanyol del domingo por precaución se decía pero la evidencia es la que es, Gareth Bale va a cumplir su quinta temporada en el Madrid y no ha explotado pese a ser el futbolista más caro de la historia de la entidad blanca, y su historial de lesiones es también de los más extensos de la historia.

De nuevo Isco tendrá que suplir la lesión de Bale, que ya el año pasado hizo que el Madrid fuese ese equipo invencible, cuando juega Bale es cuando peores números sacan los de Zidane, por lo que ya la etiqueta de imprescindible que perdió anta muchos empieza a ser una evidencia ya. Ahora tanto Isco como Asensio aprovecharan la oportunidad para poner en dificultades a Zidane cuando vuelva el 11. Pero su vuelta visto lo visto no será por mucho tiempo a menos que haga caso a Giggs y cambie los métodos de recuperación. A los 28 años el galés no puede perderse más de la mitad de cada temporada por lesiones musculares ni por recaidas. Es hora de que se asuman culpas y se detecte el problema.